No olvides que el camino fue largo, desde que abandonaste la casa. No olvides la libertad, tuya por derecho. No olvides al mundo, que creaste aunque la guerra destruía. No olvides cuando te encerraron, en un lugar oscuro de humo y olores. No olvides como te miran, desde arriba aún si siempre estas al lado. […]